Lo que sucede con todos los problemas en la vida que tenemos, es que son consecuencia de una acción. Es decir que tal vez no nos damos cuenta que los estamos cometiendo.

Cómo está perdiendo dinero en la cocina

Lo primero que se piensa en hacer cuando hay problemas financieros, es en tratar de recortar gastos, especialmente los lujos y gastos no necesarios. Es ahí donde entra la categoría de este artículo, la comida. Los alimentos son un gasto necesario siempre, pero el secreto es en hacer compras inteligentes porque aún así puede terminar malgastando. Si al momento de acudir al supermercado acude sin una lista y un presupuesto, es probable que sea por ahí por donde se está escapando su dinero. Es así entonces cómo puede estar cometiendo errores en la cocina. Mencionamos a continuación cuáles son esos gastos.

Comida fácil

Es común que cuando llega a casa cansado del trabajo o la escuela y lo último que quiere hacer es cocinar. Afortunada o desafortunadamente existen muchas apps de comida a domicilio, estas tienen el costo de envío y además el costo de comida del restaurante. Es dinero que bien podría ahorrarse si cocinara en casa. Ahora también se está dando la modalidad de poder hacer la compra del supermercado a domicilio a través de app. Es muy cómodo, pero tiene un costo y jamás puede estar seguro cómo eligen los vegetales y frutas frescas.

Ser flojo

La pereza puede traer mucho problemas financieros e incluso que no se lleguen a cumplir metas y sueños, pero en el caso de la cocina y el malgasto los supermercados se han dado a la tarea de hacer la vida más cómoda vendiendo productos precortados por ejemplo con el queso rallado. Vale la pena que haga esto usted mismo en casa para ahorrarse dinero, no es necesario pagar extra por eso.

Artículos desechables

Especialmente del plástico y contenedores en los que compra en el supermercado, primeramente debería evitar hacer tanto uso de plástico y tratar de llevar sus bolsas reusables desde casa. Después en cuanto a las cajas o contenedores de plástico y vidrio estos pueden tener un periodo de vida largo en la cocina como contenedores de comida en la cocina o artefactos para cocinar. En lugar de comprar toallas de papel, sustitúyalas por toallas de tela, estas se pueden lavar cuando sea necesario.

No congelar alimentos

Efectivamente es más fácil cocinar con productos frescos, pero no necesariamente debe comprar productos congelados. Existen muchas verduras y frutas que pueden tener una larga vida si se congelan. También congelar alimentos puede ser útil cuando hay productos costosos como la carne en descuento. Cuando llena su heladera con productos congelados funciona mejor.

Compras especiales

A todos nos encanta lucirnos con una cena o comida diferente y lujosa, pero cuando se necesitan ingredientes y artefactos que no se usan comúnmente es un gran gasto. A veces las tiendas lo saben y tratan de poner en descuento estos artículos. Piénselo dos veces antes comprar estos ingredientes y artefactos, no se usarán y puede que hasta terminan en la basura.

No usar las sobras

Las sobras no deben terminar en la basura, de hecho pueden servir para comidas posteriores y se ahorra dinero y hasta tiempo al ya estar cocinadas. Si desea hacer una variación, puede hacer platillos nuevos con las sobras. pero en un mundo ideal debería estar cocinando y preparando las cantidades de comida exactas para evitar desperdicios.

Productos fuera de temporada

Algunos platillos vienen por temporadas por una razón muy sencilla, porque los ingredientes están disponibles y son más baratos para cierta época del año. Tome provecho de esto y trate de consumir productos de temporada.

Seguir las indicaciones de caducidad

Mucho cuidado con este consejo porque mucho depende del sentido común, no le vamos a aconsejar que no siga nunca los etiquetados de cuando la comida se echa a perder, pero si que use el sentido común. Si el cartón de leche huele mal y se ve mal aunque aún no haya caducado, no lo consuma, pero si el pan no tiene moho puede consumirlo después de la fecha de caducidad.

Share via