Seleccionar página

Adquirir una deuda es un compromiso que no puede tomarse a la ligera. En dicho compromiso usted está aceptando los términos y condiciones estipulados en un contrato de pagar en tiempo de forma completa al finalizar lo  acordado. Las deudas no esperarán a que su situación mejore hasta que pueda pagar.

Manejo de deudas

Existe una forma de manejar sus deudas en la que se puede basar para tener menos complicaciones y llevar el control de sus finanzas de una manera más sencilla.

1. Hará anotaciones de sus cuentas

Uno de los puntos básicos para poder manejar las deudas es tener anotadas cuánto debe en total, cuál es el monto de las deudas y cuándo son las fechas de corte y de tiempo total de las deudas.

2. Reconocerá la importancia de tener un presupuesto

Para controlar sus deudas, o mejor dicho para deshacerse de ellas, es necesario que se arme de un presupuesto. Una vez que sabe cuánto dinero entra y sale de su bolsillo, ahora puede destinarlo al pago de las deudas y deshacerse de los gastos innecesarios.

3. Hará un seguimiento del uso del crédito

Tendrá un registro de las tarjetas que tiene y usa, así como las fechas de corte y el monto de su deuda. Si el monto total de la deuda del crédito es mayor a sus ingresos, será mejor que deje de hacer un uso tan desmesurado del crédito.

No es malo en si utilizar el crédito, pero cuando se adquieren cosas que no pueden pagarse entonces comienza una deuda difícil de pagar.

4. Buscará ayuda

No tiene nada de malo solicitar ayuda o asesoría profesional con los bancos son instituciones financieras. Por el contrario, está aceptando que la situación se le ha salido de las manos y está tomando consejos de profesionales. Si decide acudir con el banco o institución financiera con el que tiene una deuda que es imposible de pagar, podrá ver las diferentes alternativas y soluciones que tiene para saldar esta cuenta.

Sólo recuerde que todas estas modificaciones o refinanciamientos de sus deudas se verán reflejados en su historial crediticio.

5. Hará gastos más inteligentes

Indudablemente los malos hábitos de compra lo llevaron a cierto nivel de endeudamiento. Es importante que recapacite acerca de la forma en la que gasta y tome en cuenta sus necesidades y no solo sus caprichos a la hora de comprar.

6. Buscará nuevas fuentes de ingresos

Cuando una persona deja de tener el control sobre sus deudas, es muy común que los sentimientos de derrota o depresión lleguen a su vida. No debe dejar que ese tipo de sentimientos rigan su vida, trate de mantenerse positivo y buscar nuevas fuentes de ingresos para así cubrir los pagos.

7. Dejará de adquirir nuevas deudas

Este principio aplica básicamente en caso de que tenga en mente adquirir un nuevo préstamo o crédito para cubrir el costo total de todas sus deudas. Piense detenidamente que sí ahora tiene problemas para pagar sus deudas, adquirir una más grande será mucho más difícil de pagar.

8. Pagará más del mínimo

Cuando únicamente paga el mínimo en las cuotas de su saldo de tarjeta de crédito, simplemente está alargando su deuda. Difícilmente hace el pago de capital y se siguen generando nuevos intereses.

9. Acudirá con alguien de confianza

Principalmente para contar su situación, cuando cuenta a alguien más, le estará preguntando constantemente cómo va la situación y si ha mejorado. Esto servirá como un poco de motivación para mejorarlo.

10. Revisará constantemente el progreso

Una vez que tenga su presupuesto y plan para pago de deudas, es importante que esté revisando constantemente como progresa. En caso de que no haya algún progreso deberá hacer un nuevo plan.